La ruta comienza cerca de la entrada del pueblo girando a la derecha, dejando el frontón a la derecha y atravesando la línea de ferrocarril Valladolid-Ariza, cruzando el barranco y continuando en línea recta (Señal 1), y recorriendo por tanto el camino de concentración parcelaria denominado Camino de Ariza. En sus inicios, dejamos a la izquierda la Ermita de San Pascual, (Patrono de la localidad), y una bodega museo en periodo de acondicionamiento.