Otro año más hemos participado en esta carrera (603 Km totales) que no es nada competitiva y que es, realmente, un grito colectivo contra la despoblación. En esta carrera no hay record ni ganadores/as.

El “premio” es saber que se corre y participa para dar visibilidad a ese duro y grave problema que es la despoblación que llega a nuestros pueblos.

Nuestro tramo fueron los 14 Km que separan Ariza de Monteagudo. El equipo de relevos lo formaron Javier y Adolfo por Pozuel y Tomás y Eva por Monteagudo. Empezaron la carrera en Ariza, a las 4,30 de la madrugada del sábado 16. Contaron con el apoyo de Antonio que hizo de coche escoba todo el trayecto y, en los últimos Km, hasta la plaza, les acompañamos un grupo de gente en bicicleta. Fue un recibimiento, con pancarta, jotas y chocolate. El año pasado nos dieron un premio por ser en Pozuel donde se hizo el 2º mejor recibimientoy queremos aspirar a mejorar este año.

Luego, por la tarde, nuestros relevistas, otra vez acompañados por pozoleros y pozoleras (niños y niñas incluidos) hicieron el tramo último, Montuenga-Santa María de Huerta y entraron, con el grupo que encabezaba Abel Antón, hasta las puertas del Monasterio que es donde acababa la carrera.

En el último acto, antes de la merienda popular final, nuestra alcaldesa, como hicieron las autoridades de otros pueblos, agradeció la participación y reclamó medidas eficaces para luchar contra la despoblación.